lunes 6 de julio, 2020

EXPLOTACIÓN SEXUAL Y COMERCIAL EN NIÑOS, NIÑAS Y ADOLESCENTES (ESCNNA)

Publicado el 28/05/20 a las 10:03 pm

«El tema sigue estando invisibilizado y silenciado y no cuenta con una batería de políticas públicas que den respuestas integrales a la problemática de acuerdo con los compromisos internacionales asumidos»

Por Ana Laura Cafaro

Cuando hablamos de Explotación Sexual y Comercial en Niños, Niñas y Adolescentes (ESCNNA) nos referimos a una clara violación a los derechos humanos de los/as mismos/as donde son tratados/as como objeto sexual y mercancía en una asimetría de poder con el mundo adulto[1].

Este problema – que es responsabilidad del Estado y de la sociedad en su conjunto – refleja a su vez un modelo de género hegemónico patriarcal que ubica a las mujeres y su sexualidad como objeto de deseo, intercambio y mercancía, subordinadas a la sexualidad masculina. Estas situaciones de dominación parecerían tolerables y aceptadas como naturales, por lo cual se vienen perpetuando históricamente, lo que les otorga un carácter invisible y, en general, impune.  

Algunos factores que pueden contribuir a que niñas, niños y adolescentes sean explotadas sexualmente, son las situaciones de pobreza – aunque no únicamente, situaciones de violencia estructurales y familiares, la falta de oportunidades en el acceso a la educación, la migración rural-urbana, entre tantas otras. Pero recordemos que el primer factor es el sistema patriarcal y capitalista que coloniza y se apropia de los cuerpos de las mujeres, niñas y adolescentes contando para esto con la complicidad y pactos de silencio de un orden moral machista y cínico. Este mismo sistema, patriarcal y capitalista, que centra su organización mundial en el mercado, donde la industria del sexo es – junto o antes inclusive que el tráfico de armas y drogas -, uno de los negocios lucrativos que más ganancias arroja. 

Contrario a lo que podríamos pensar, la ESCNNA está presente en la cotidianeidad de muchos niños, niñas y adolescentes ya que son objeto de uso y abuso de una amplia gama de consumidores – en su gran mayoría hombres – que los podemos encontrar en los distintos niveles de la sociedad, ligados o no, al crimen organizado, contando además con la complicidad de varios intermediarios vinculados a los sectores y/o figuras relevantes de los ámbitos políticos, judiciales, policiales, económicos, etc. Estos explotadores/consumidores utilizan a niñas, niños y adolescentes en actividades sexuales a cambio de alguna forma de remuneración o retribución que no necesariamente llegan a sus manos, si es que hay una persona intermediaria, en clubes nocturnos, fiestas privadas, prostíbulos, whiskerías, rutas, domicilios particulares. Pero también las utilizan en pornografía, “tours sexuales”, matrimonios forzados, etc. Claramente la explotación sexual, una de las formas actuales de esclavitud, tiene consecuencias gravísimas y duraderas en la vida de niños, niñas y adolescentes, desde el punto de vista físico, psicológicos y social, llegando a intentos de autoeliminación, suicidios, homicidios, embarazos no deseados, enfermedades de transmisión sexual donde el derecho de cada niños, niña y adolescente a disfrutar de una vida digna, plena y gratificante queda evidentemente anulada. Claro está además que, en general, si un consumidor/explotador es descubierto y formalizado por la Justicia, queda expuesta la víctima: en este caso una niña, niño y adolescente que “provocó” al consumidor/explotador, o que “mintió” con su edad; o que llevaba una vida “dudosa”, o que consumía, o poniendo el foco en la familia que “alentó” a que se “prostituyera”.

En Uruguay, a pesar de la normativa vigente[2] y de algunos tímidos intentos de crear un órgano interinstitucional[3] y planes[4] para prevenir y combatir la ESCNNA, el tema sigue estando invisibilizado y silenciado y no cuenta con una batería de políticas públicas que den respuestas integrales a la problemática de acuerdo con los compromisos internacionales asumidos[5]. 

Dicho esto, no debe asombrarnos la noticia del pasado 14 de mayo que se torna viral en los medios de comunicación y redes sociales, en la que se informa de la formalización – sin prisión – por parte de la Fiscalía Penal de Montevideo de Delitos Sexuales, Violencia Doméstica y Violencia Basada en Género de cinco hombres, resultado de la Operación Océano del Ministerio del Interior que investiga una red de explotación sexual y comercial en niñas, niñas y adolescente. Estos hombres, consumidores de sexo explotando a menores de edad, que en el correr de los días ascienden a 25, están vinculados al mundo político, judicial y empresarial; hombres de “buena familia”, de “cuello blanco” vinculados al Partido Nacional, Partido Colorado, un Juez de Adolescentes, prestigiosos empresarios, pero además, maridos y padres de familia.

Las pruebas que se presentaron contra los explotadores se encuentran – entre otras cosas – en los chats[6] que intercambiaban con las adolescentes que dejan en claro que sabían que eran menores de edad: “Soy lo que antes se llamaba un viejo verde. Escucho tu propuesta. ¿De cuantó es la ayuda económica que andás pidiendo? Simplemente no pago tanto. Soy un juez retirado. Puedo darte marihuana. Mi hijo tiene un club cannabico”. “”Tengo ganas de verte a tu amiguita también. Me enamoré de ambas. Sería ideal que la “sobrinita” venga a cenar y conocer el departamento del “tío” (…) Vengan tapaditas para que el portero no sospeche.”

Veamos la reacción de los implicados y de algunas mujeres vinculadas al sistema político. La defensa de los mismos pidió que la investigación prosiga en forma reservada para que no se difundan por las redes ni los nombres ni las declaraciones, como forma de preservar su imagen y sobre todo porque algunos tienen hijas. Si será perverso y cínico este sistema, al que no le importa el presunto homicidio de una de las adolescentes en manos de esta red de explotación, ni tampoco las adolescentes sobrevivientes, ni sus familias. Les preocupa, a estos clientes que buscaron gratificación sexual en adolescentes, la imagen. Les preocupa, no “enchastrar” el ser “buen padre de familia” con hijas a cargo, sin importarles el daño provocado en las vidas de las adolescentes objeto de sus deseos sexuales.

Curiosamente, el abogado defensor de uno de ellos, Dr. Andrés Ojeda, integrante del equipo de asesores de Laura Raffo, deja la defensa. El actual defensor de alguno de los imputados es nada más y nada menos que el Dr. Víctor Della Valle[7] que en los años ‘90 estuvo vinculado al tráfico de mujeres hacia Milán.

Y lamentable es también el lugar que ocuparon dos mujeres públicas, nada más y nada menos, que una candidata a la Intendencia de Montevideo por la coalición de derecha, y hasta la propia Vice-Presidenta de la República. La primera, emitió un comunicado en las redes sociales desmitiendo que uno de los invulcrados era o es su pareja, ligando esto a “enchastrar” su campaña política. Y la otra, nada más y nada menos, que la Vice-Presidenta, solidarizándose con la candidata a la Intendencia por el perjuicio que esta “campaña sucia” le estaría implicando. Hasta el momento, ninguna de las dos expresó su rechazo hacia la situación de explotación sexual de varias adolescentes ni tampoco hacia el presunto asesinato de una de ellas. Tampoco expresaron su solidaridad con las familias de estas jóvenes.

 

ELLOS

Washington Balliva, abogado, ex juez Penal de Menores y de Aduanas y asesor de seguridad;

Nicolás Ortiz, docente del Elbio Fernández y diputado suplente colorado (Ciudadanos)

Miguel Angel Larramendi, abogado, ex asesor de URSEA y docente de Derecho Administrativo de la UDELAR

Mauricio Zardo Cabrera, arquitecto

Nicolás Chirico, empresario nocturno, propietario de La Terraza y organizado de fiestas electrónicas en Punta del Este y Montevideo

Miguel Nande Bagnulo,

Lionel Enrique D’Albenas Castro

Matías Sosa De León

Sergio Pfeffer Slobodinsky, Director de ENDEAVOR

Diego Fransico Susena

Jacques Paul Symonds, empresario y play-boy


Notas

[1] Congreso Mundial contra la Explotación Sexual Comercial de los Niños del 24 de agosto de 1996 Recuperado de: http://www.ecpat-spain.org/empresa.asp?sec=4&subs=15

[2] Ley No. 17.823 Código de la Niñez y Adolescencia; Ley No. 17.815 Violencia sexual contra niños, adolescentes o incapaces; Ley No. 18.250 Ley de Migración; Ley No. 18.914 Prevención y Penalización del Lavado de activos; Ley No. 19.580 Ley Integral de Violencia basada en Género.

[3] Comité Nacional para la Erradicación de la Explotación Sexual Comercial y No Comercial de la Niñez y Adolescencia (CONAPEES)

[4] Plan Nacional de Erradicación de la Explotación Sexual Comercial de Niños, Niñas y Adolescentes (2011) disponible en http://www.inau.gub.uy/conapees

CONAPEES (2016) II Plan Nacional para la Erradicación de la Explotación Sexual de Niñas, Niños y Adolescentes 2016-2020. 100 Acciones acordadas.

[5] Declaración Universal de los DDHH; Convención sobre la Eliminación de toda forma de Discriminación contra la Mujer; Convención sobre los Derechos del Niño; Convención Interamericana para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra la mujer; Convención Interamericana contra el Tráfico Internacional de menores; Estatuto de Roma; Convenio No. 182 de la OIT Prohibición de las peores formas de trabajo infantil y la acción inmediata para su eliminación; Protocolo Facultativo de la Convención Internacional de los Derechos del Niño sobre venta de niños, la prostitución infantil y la utilización de niños en pornografía; Convención de las Naciones Unidas contra la Delincuencia Organizada Trasnacional; Protocolo para prevenir reprimir y sancionar la trata de personas especialmente mujeres y niños.

[6] https://www.elpais.com.uy/informacion/judiciales/chats-revelaron-trama-abusos-sexuales-menores.html?fbclid=IwAR3DHNIljlSmlTNG0scNiw1eWrtEoBkw7Xj_Heoi9F5QM0azaY48iwIIdTA ; https://www.elpais.com.uy/informacion/judiciales/explotacion-menores-piden-nulidad-juicio.html

[7] https://www.hemisferioizquierdo.uy/single-post/2018/05/13/Ninguna-mujer-puede-trabajar-por-la-libre-en-ese-sistema-Todo-ello-es-imposible-sin-la-cooperaci%C3%B3n-de-agentes-de-viaje-polic%C3%ADas-abogados-funcionarios-de-migraci%C3%B3n-documentos-falsos-Entrevista-a-Mar%C3%ADa-Urruzola ; https://www.montevideo.com.uy/Noticias/Sere-Curioso-Maria-Urruzola-uc318688

PHVsPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF8zMDBfYWRzZW5zZTwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkXzMwMF9pbWFnZTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cud29vdGhlbWVzLmNvbS9hZHMvd29vdGhlbWVzLTMwMHgyNTAtMi5naWY8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF8zMDBfdXJsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfaW1hZ2VfMTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3RoZW1lcy9nb3RoYW1uZXdzL2ltYWdlcy9jb21wYS80eDAxLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC90aGVtZXMvZ290aGFtbmV3cy9pbWFnZXMvY29tcGEvNHgwMi5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9pbWFnZV8zPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2NvbXBhLzA5LmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzQ8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC90aGVtZXMvZ290aGFtbmV3cy9pbWFnZXMvY29tcGEvMTAuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfaW1hZ2VfNTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3RoZW1lcy9nb3RoYW1uZXdzL2ltYWdlcy9jb21wYS8xMS5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9pbWFnZV82PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2NvbXBhL3RyYW5zLnBuZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF8xPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXk8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfMzwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF80PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzU8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXk8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfNjwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Fkc19yb3RhdGU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWx0X3N0eWxlc2hlZXQ8L3N0cm9uZz4gLSByZWQuY3NzPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYXV0b19pbWc8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Jsb2NrX2ltYWdlPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2JhbmRlcmFfcHZwLnBuZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Jsb2NrX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2NlbnRlcmVkPC9zdHJvbmc+IC0gdHJ1ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2NvbnRlbnRfZmVhdDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19jb250ZW50X2xlZnQ8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fY3VzdG9tX2Nzczwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2N1c3RvbV9mYXZpY29uPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMy1mYXZpY29uLmljbzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlYXR1cmVkX2NhdGVnb3J5PC9zdHJvbmc+IC0gRGVzdGFjYWRhcyBIb21lPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fZmVlZGJ1cm5lcl91cmw8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvZmVlZDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2dvb2dsZV9hbmFseXRpY3M8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9kaXNhYmxlPC9zdHJvbmc+IC0gZmFsc2U8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9oZWlnaHQ8L3N0cm9uZz4gLSA1MDA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV93aWR0aDwvc3Ryb25nPiAtIDUwMDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2xvZ288L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy80LWJhc2UuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fbWFudWFsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tL3N1cHBvcnQvdGhlbWUtZG9jdW1lbnRhdGlvbi9nb3RoYW0tbmV3cy88L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19wb3B1bGFyX3Bvc3RzPC9zdHJvbmc+IC0gU2VsZWN0IGEgbnVtYmVyOjwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3Jlc2l6ZTwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaG9ydG5hbWU8L3N0cm9uZz4gLSB3b288L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaW5nbGVfaGVpZ2h0PC9zdHJvbmc+IC0gMTUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2luZ2xlX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMTUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc3Vja2VyZmlzaDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb190aGVtZW5hbWU8L3N0cm9uZz4gLSBHb3RoYW0gTmV3czwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3RodW1iX2hlaWdodDwvc3Ryb25nPiAtIDIwMDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3RodW1iX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMjAwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdXBsb2Fkczwvc3Ryb25nPiAtIGE6Mjp7aTowO3M6NTU6Imh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3dvb191cGxvYWRzLzQtYmFzZS5qcGciO2k6MTtzOjU4OiJodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8zLWZhdmljb24uaWNvIjt9PC9saT48L3VsPg==