viernes 23 de octubre, 2020

Discurso del Embajador Milton Romani Gerner en su despedida del Consejo Permanente de la OEA

Publicado el 02/09/14 a las 8:14 pm


Washington, 27 de agosto del 2014

Transcripción:

Estimados amigos y amigas

Cuando tenia 14 años una manifestación de estudiantes llamó mi atención. En ese entonces yo era un muchacho inquieto pero no tenia posiciones ideológicas definidas, mas alla de cierta cultura libertaria trasmitida por mis abuelos, trabajadores graficos anarquistas. Escuché que protestaban airadamente, por la invasión a Republica Dominicana luego del derrocamiento del presidente electo Juan Bosch.

¨Con la OEA o sin la OEA ganaremos la pelea¨ gritaría yo, tiempo despues, convencido y con el desencanto por la oportunidad perdida de una America unida e integrada. Recuerdo tambien que antes de la exclusion de Cuba en la VI Conferencia de Punta del Este en el 62, un año antes y en el mismo lugar se habia celebrado la Conferencia del Consejo Interamericano Economico y Social donde al influjo de la Alianza para el Progreso, se realizaron debates con la intencion de encarar los temas de desarrollo. Entre ellos uno polemico, planteado por el entonces Ministro de Economia de Cuba, Ernesto Guevara. Luego vino el desatino, la polarizacion y la intolerancia. Fue una discusion que no prospero. Han pasado muchas cosas en estas decadas. Por varias vias, nuestros pueblos han buscado el camino del desarrollo. Sin embargo sigue siendo un tema pendiente, definir una agenda para un desarrollo humano justo, sustentable y que brinde bienestar a los pueblos en una perspectiva de mediano y largo plazo.

Doy gracias a la vida por la oportunidad de estar presente, compartiendo y aportando, en este, un momento histórico para la OEA. Creo que ahora se puede dar la pelea con la OEA. En complementación y acción dinámica con otros grupos e iniciativas regionales como CELAC, UNASUR, CARICOM, SICA, podemos relanzar la acción de este foro. Con una Visión Estratégica nueva, que le de prestigio y relevancia, coherentes con los tiempos de integración y de inclusión que vivimos.

Agradecimientos: a mi compañera Sonia que ha estado al lado mio en este desafio. A mis hijos, mis nietos y toda la familia que quedo en Uruguay. De las cosas que aprendí, la cotidianidad de los diplomáticos es compleja. Es un buen trabajo profesional, pero hay una dosis de sufrimiento en la familia que esta con ellos y en la que dejaron. No soy diplomático. Soy un militante político y algunas tareas me llaman. Pero mas me tira el barrio, mi gente, mis nietos y las esquinas de mi Montevideo querido.

Saludo y agradezco especialmente al Equipo que conformamos en nuestra Misión Permanente, a los funcionarios diplomáticos, al plantel administrativo y de servicio.

Agradecezco a todos los funcionarios de la OEA, en especial a quienes desde la Secretaria me apoyaron cuando cumplí funciones como un peregrino Presidente del Consejo, cuando mi buena amiga la Embajadora Jacinth Lorna me convoco a ello.

A los amigos y amigas de la Sociedad Civil, con los que compartimos los desafíos del proceso de fortalecimiento del sistema de Derechos Humanos y en la humanización de las políticas de drogas.

Muy en especial a WOLA que me distinguió otorgándome el Premio Derechos Humanos 2013 que compartí junto al Senador Tom Harkim y la periodista Marcela Turatti .

A las amistades cosechadas con muchos de Uds. Por diferentes cercanías. Ya sea por compartir el banco de la escuela, como con quienes compartimos ideas y desafios y hemos contribuido de diferentes angulos a una nueva OEA. Pero tambien, con quienes sin tener afinidades ideologicas hemos compartido este foro con respeto, escuchando al Otro y aportando sensibilidades para lograr consensos posibles. Hombres y mujeres de bien, que recibimos instrucciones, pero que tambien enviamos recomendaciones porque precisamente, escuchamos, aprendemos y valoramos la unidad y la diversidad en la divergencia.

Todo esto para que? Para el cumplimento mas cabal de la democracia, que es promover las políticas de desarrollo humano equitativo, con justicia social como primer derecho humano colectivo que debemos preservar en pleno respeto de las garantias y libertades.

Estimados compañeros y compañeras:

Hemos perdido mucho tiempo. No me considero un iluminado. Solo quiero, al terminar este ciclo, recalcar lo que venimos debatiendo en torno a la Visión Estratégica. Debemos ser audaces y tomar los temas candentes. Los 60 y 70 fueron épocas malas, de intolerancia y violencia. La peor, la que se instrumento desde el Estado. Las del terrorismo de estado y las dictaduras que tuvo solo una consecuencia positiva. La acción de la Comisión Interamericana de DDHH que en el 79 visito a Argentina y comenzó una lucha que quebró una etapa e inauguro otra. Vino luego la década perdida de la deuda impagable. Hoy todavía tenemos sacudones de ambos periodos. Pero lo peor vino después, porque la dedada del 90, para decirlo con palabras del querido compañero Lula, fue la época de los Bambinos de Oro, como fueron conocidos en el MERCOSUR glamoroso, financiero, libremercadista los que impulsaron lo peor del neoliberalismo. Hoy tratan de olvidar esos tiempos funestos.

Quiero decir que en mi país, donde se pensaba que no teníamos destino nacional posible, la flexibilidad bancaria dio nacimiento a mecanismos perversos como las Sociedades Anónimas Financieras de Inversión, que convirtieron al pequeño Uruguay en una gran maquina de lavado de dinero. El 1995 éramos un exportador fuerte de oro. Una operación antilavado poco conocida, porque se encargaron de ocultarla, desbarato al mecanismo llamado La Mina, al frente del cual había un ciudadano extranjero, con contactos en Punta del Este que termino purgando 505 años de cárcel, extraditado.

Aquel globo financiero, en Argentina y Uruguay exploto en el 2001 2002. Mas tarde en el 2008 el Norte padeció algo similar. Una catastrofe social que requirio de otras politicas para cambiarla.

Nuestro país abatió la pobreza y la indigencia en forma muy significativa a partir del 2005. Pasamos de 39,9% de la población en condiciones de pobreza (medida por ingresos) en el año 2004 a 11,5 % en 2013. Y la indigencia bajó de 4,6% a 0,5 %.

Los Consejos de Salarios, el aumento del Salario Mínimo Nacional y la reducción de la informalidad laboral han sido políticas públicas que explican estos cambios. También el Plan de Emergencia, el aumento de las asignaciones familiares, el Sistema Nacional Integrado de Salud. La informalidad en el empleo descendió hasta un 22% en 2013.

En el mismo período América Latina pasó de 44% de la población bajo la línea de pobreza a 28%. La indigencia todavía es del 11,5%. La mitad de la población trabajadora en América Latina, 48%, tiene trabajos informales, sin cobertura de seguridad social.

Como bien dijo nuestro Secretario General Jose Miguel Insulza en Asunción. Mas de 70 millones de personas salieron de la pobreza. Pero no se puede decir que esten fuera de la vulnerabilidad social. Hay ademas desigualdad y eso es un nuevo desafio. Pero ademas todavia hay enormes sectores que viven en la pobreza y la indigencia. Para ellos el espectaculo del consumo, lo viven, como dice el tango, «como esas cosas que nunca se alcanzan,…con la ñata contra el vidrio». No sera una clave para abordar los temas de la violencia?

El desarrollo con inclusión social significa replantear también la agenda Norte Sur. Este foro tiene una responsabilidad. EEUU debería verlo como una oportunidad para el dialogo en vistas a retomar algunas premisas que ya estaban planteadas en el 60.

No solo en términos de libre mercado o de tratados comerciales. Escuchamos el mensaje urgente de los Presidentes de Guatemala, Honduras y El Salvador en un tema que hace, no a ellos, sino a todos. 57000 niños en la frontera y La Bestia, ese tren infame de la muerte, nos interpelan. Como dijo Pepe Mujica, no hay muros ni alambrados que pueden detener a los pobres que buscan nuevas esperanzas.

Esto tiene que ver con la paz y con derechos humanos, con desarrollo y con seguridad. Centroamérica y Caribe necesitan becas y aportes diversos. Pero lo que necesitamos imperiosamente,todos, es una Agenda para el Desarrollo que nos permita superar los limites estrechos que tenemos. Inversión y cooperación que signifique algo así como un Plan Marshall para este Hemisferio, respetando soberanias, medio ambiente, derechos sociales y con una pauta estrategica compartida.

Alguien dirá y tiene razón: antes deberían superarse la debilidad institucional y la corrupción reinante que hacen imposible toda agenda seria. Ambientes donde se despliega la delincuencia trasnacional organizada que gira hoy día no solo en rubro narcotráfico, sino en trata y comercio de hombres mujeres y niños, en trafico de armas que se consiguen en el norte. Cuidado: en este tema los jovenes y los pobres son las victimas. Mientras la impunidad se enseñorea en los salones distinguidos del poder y de las conexiones formales del lavado de dinero. Tenemos una responsabilidad comun y compartida aunque diferenciada. Pero la OEA tiene una oportunidad historica, etica y politica para guiar y promover esa agenda y definir estrategias con todos los organos del Sistema.

Uruguay insiste en valorar el Desarrollo Humano como derecho. En desplegar políticas de seguridad ciudadana apegada a derechos. Política de drogas apegadas a derechos. No es por un alarde ético, político y jurídico, que las justifica plenamente. Sino porque esto supone poner énfasis en otros campos y hacer una maravillosa economía de fuerza, economía de aplicación de la ley. Con el rigor de la ley. Pero sin inflar las penas ni pretender bajar la edad de imputabilidad para llenar las carceles, ahora tambien de niños. La seguridad ciudadana es un derecho, ya sabemos que es un tema complejo y que no hay receta magica.

Uruguay promueve, modesta y humildemente, caminos. Abrimos un debate en drogas inaugurando en enfoque alternativo de fiscalización a través de un mercado regulado del cannabis. Lo vamos a evaluar. Pero continuaremos por el camino de profundizar un debate franco, abierto, inclusivo dando participacion a todas las agencias y la sociedad civil. Tenemos insumos. Tendremos experiencias diversas. Contamos con la Declaracion de Antigua, con el Informe sobre Drogas que el Secretario General que fue entregado al Presidente Santos. La CICAD, en proceso participativo encomiable hizo un aporte. La CIDH comienza a tomar el tema desde la optica de Derechos Humanos. Podemos hablar de un bloque latinoamericano donde con paises hermanos que han superando el triste, costoso y tóxico enfoque de la guerra contra las drogas nos disponemos a profundizar el debate. Habra una Asamblea General Extraordinara de NNUU en el 2016 en Nueva York, para revisar el modelo de fiscalizacion de drogas. Nuestro aporte sera sustancial. La OEA puede jugar un papel crucial.

Uruguay ha promulgado la ley de interrupción voluntaria del embarazo luego de grandes debates. Ahora se esta evaluando. Al año de su instrumentación en todo el sistema de salud. Reitero: esto no es un debate sobre el aborto, porque nadie esta obligado y nadie, las mujeres no quieren abortar porque es un paso doloroso. Lo que si podemos afirmar es que el numero de interrupciones no ha aumentado y lo mas importante, ninguna mujer ha muerto por maniobras abortivas.

Uruguay promulgo una ley habilitando el matrimonio igualitario con todos los derechos. Porque defendemos el derecho a vivir con quien uno ama y quiere compartir la vida. Simplemente por eso. La sociedad ha legitimado estas uniones matrimoniales y hoy la discriminación ha bajado notoriamente y se ha integrado como lo que es: un acto de amor protegido por la ley.

Uruguay avanza en derechos pero lo hace sobre las tradiciones progresistas. Como la de asilo y refugio que tuvo acciones ejemplares como la del diplomático Florencio Ribas que en 1938 siendo Cónsul en Hamburgo, al otro día de la Noche de los Cristales Rotos, encontró 150 judíos en su jardín y enfrento a la GESTAPO envuelto con una bandera uruguaya. Les dijo que a su casa, territorio uruguayo, solo entraban con el permiso de su gobierno o de el. Esos refugiados se salvaron y viajaron a Uruguay. Como la del Embajador Carlos María Gurmendez, que salvo en Holanda a 20 hombres y mujeres, incorporándolos como funcionarios y viajando hacia Suiza primero y luego a Lisboa. Las vicisitudes de este grupo, recopiladas en un relato escrito Reminiscencias, hasta ahora no conocidas, me han sido entregadas por la familia de Kurt Ibson (Israel) que insólitamente viven enfrente de lo que fue mi hogar en Maryland. Las circunstancias mágicas de este encuentro con la Sra. Susan Baron y Violeta, una de mis nietas, merecería un discurso entero.

El Presidente Mujica y nuestro Canciller Luis Almagro, están ultimando los detalles para el refugio de niños sirios acompañados por sus familias que vendrán a Uruguay para reconstruir sus vidas en paz.

Estamos concretando los últimos detalles de un compromiso adquirido para dar refugio y asilo a futuros ex prisioneros de la ominosa cárcel de Guantánamo, que la CIDH ha denunciado tantas veces. Seria una buena idea, y se que se esta considerando, que otros Estados amigos se unieran a esta accion humanitaria.

En nuestra America, aparece ahora una nueva derecha que se pretende neutra, positiva, que aun con los mismos nombres y apellidos de antes, quiere hacer tabla rasa, no mirar a los graves errores de las politicas del pasado pero que quiere aprovecharse del crecimiento productivo, de los avances sociales y de los niveles crecientes de consumo.

Decían que el mercado era el gran regulador, y que el Estado debía ser mínimo. Que la inversión privada y la política financiera eran intocable. Los gobiernos del Dr. Tabaré Vázquez y Pepe Mujica, junto a muchos gobiernos progresistas han demostrado que la presencia del Estado y las políticas publicas activas son garantía para la inversión publico privada, que garantiza derechos sociales y económicos es bueno para la economia,y garantía para la redistribución del ingreso. Falta mucho. Pero esto es la base y no ha sido obra del destino sino de opciones politicas.

Los DDHH no son un articulo de lujo, una pieza bonita para tener en la mesita de luz. Como dice mi amigo Emilio Álvarez Icaza, el compromiso de todo gobernante, es LIDERAR LA INDIGNACION. Porque se violan derechos humanos. Para eso formamos el sistema.

He polemizado con algunos compañeros. Porque la bandera de los DDHH no es una pieza de museo. Ni una punta de lanza del imperialismo. Craso error. Es de los movimientos populares y ha crecido bajo sus movilizaciones. Tiene la sangre y la lucha de las Rigoberta Menchú, de las Domitila, de Hebe Bonafini y Nora Cortinas, de Luis Cuesta y Tota Quinteros, de Estela Carlotto que aun hoy sigue buscando y encuentra. Porque hoy tenemos Jefes y Jefas de Estado que fueron víctimas del terror, y luchadores por los DDHH y lo son, entre otras cosas porque el movimiento popular tomo la bandera de los DDHH como programa democratico radical.

En San Pedro Sula, en 2009, la OEA asumió un acto reparatorio y un camino que hoy parece inexorable. En el 62 se excluyo a Cuba del sistema por adherir al marxismo leninismo. El mismo año que Mandela fue procesado y encarcelado por terrorista y en nuestra America Latina hoy tenemos al menos cuatro Jefes de Estado que eran catalogados de subversivos, que adhirieron a la lucha armada, muchos de ellos torturados y encarcelados, como Pepe y Dilma. También Jefas de Estado como Michele Bachelet que sufrieron persecución. Un correlato similar se dio en EEUU con la lucha por los derechos civiles. En 1962 James Meredith fue el primer estudiante negro que ingreso a la Universidad de Misisipi. Con la oposicion del gobernador segregacionista que se opuso tenazmente a su ingreso y promovio acciones en su contra. Hubo violentos disturbios, dos muertos, incluyendo un periodista francés, 48 soldados heridos y 30 agentes federales con heridas de bala.

Barak Obama es Presidente de los EEUU. Los tiempos han cambiado.

Celebraremos la próxima Cumbre en Panamá con la presencia de Cuba. No lo dudo. Será un gran avance para todo el Hemisferio. Nadie tiene que resignar nada, nadie tiene que pagar ningún peaje y todos tiene la libertad de decir lo que se piensa.

Quiero expresar un punto de vista. Desde la perspectiva de una Nueva Visión Estratégica, deberiamos avanzar hacia un nuevo Pacto Interamericano, como aquel que fue programado para 1948 cuando surgió la OEA. Un pacto que nos permita darle coherencia e integralidad a todo el Sistema Interamericano, donde las Cumbres de Jefes y Jefas de Estado puedan ejercer la orientación y mando estratégico, y la OEA sea propiamente el motor político para impulsar aquellas líneas. Que nos permita potenciar, coordinar y darle impulso coherente e integral, a otros organismos del Sistema Intereamericano como el BID y la OPS. Es apenas una idea al pie del estribo para desear la mejor de las suertes al Sistema Interamericano y para seguir dando la pelea desde la OEA.

Como cantan las murgas en mi pais, en esa religion pagana del carnaval, ¨Se va, se va la murga que dice y no grita, la murga que vino se va, esta murga por la Margarita, esta murga siempre volvera…..por los chiquitos que faltan por los chiquitos que vienen esta murga volvera¨

PHVsPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF8zMDBfYWRzZW5zZTwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkXzMwMF9pbWFnZTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cud29vdGhlbWVzLmNvbS9hZHMvd29vdGhlbWVzLTMwMHgyNTAtMi5naWY8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF8zMDBfdXJsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfaW1hZ2VfMTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3RoZW1lcy9nb3RoYW1uZXdzL2ltYWdlcy9jb21wYS80eDAxLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC90aGVtZXMvZ290aGFtbmV3cy9pbWFnZXMvY29tcGEvNHgwMi5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9pbWFnZV8zPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2NvbXBhLzA5LmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzQ8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC90aGVtZXMvZ290aGFtbmV3cy9pbWFnZXMvY29tcGEvMTAuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfaW1hZ2VfNTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3RoZW1lcy9nb3RoYW1uZXdzL2ltYWdlcy9jb21wYS8xMS5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9pbWFnZV82PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2NvbXBhL3RyYW5zLnBuZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF8xPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXk8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfMzwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF80PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzU8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXk8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfNjwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Fkc19yb3RhdGU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWx0X3N0eWxlc2hlZXQ8L3N0cm9uZz4gLSByZWQuY3NzPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYXV0b19pbWc8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Jsb2NrX2ltYWdlPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2JhbmRlcmFfcHZwLnBuZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Jsb2NrX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2NlbnRlcmVkPC9zdHJvbmc+IC0gdHJ1ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2NvbnRlbnRfZmVhdDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19jb250ZW50X2xlZnQ8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fY3VzdG9tX2Nzczwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2N1c3RvbV9mYXZpY29uPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMy1mYXZpY29uLmljbzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlYXR1cmVkX2NhdGVnb3J5PC9zdHJvbmc+IC0gRGVzdGFjYWRhcyBIb21lPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fZmVlZGJ1cm5lcl91cmw8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvZmVlZDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2dvb2dsZV9hbmFseXRpY3M8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9kaXNhYmxlPC9zdHJvbmc+IC0gZmFsc2U8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9oZWlnaHQ8L3N0cm9uZz4gLSA1MDA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV93aWR0aDwvc3Ryb25nPiAtIDUwMDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2xvZ288L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy80LWJhc2UuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fbWFudWFsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tL3N1cHBvcnQvdGhlbWUtZG9jdW1lbnRhdGlvbi9nb3RoYW0tbmV3cy88L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19wb3B1bGFyX3Bvc3RzPC9zdHJvbmc+IC0gU2VsZWN0IGEgbnVtYmVyOjwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3Jlc2l6ZTwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaG9ydG5hbWU8L3N0cm9uZz4gLSB3b288L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaW5nbGVfaGVpZ2h0PC9zdHJvbmc+IC0gMTUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2luZ2xlX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMTUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc3Vja2VyZmlzaDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb190aGVtZW5hbWU8L3N0cm9uZz4gLSBHb3RoYW0gTmV3czwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3RodW1iX2hlaWdodDwvc3Ryb25nPiAtIDIwMDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3RodW1iX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMjAwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdXBsb2Fkczwvc3Ryb25nPiAtIGE6Mjp7aTowO3M6NTU6Imh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3dvb191cGxvYWRzLzQtYmFzZS5qcGciO2k6MTtzOjU4OiJodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8zLWZhdmljb24uaWNvIjt9PC9saT48L3VsPg==