lunes 26 de octubre, 2020

Ideas sobre la transformación del Estado

Publicado el 19/07/10 a las 12:26 am

Por Pablo Anzalone.

El país tiene un gran debe en relación a una estrategia de transformación del Estado. Y en particular la izquierda ha resentido la falta de una concepción clara de estos cambios. Aunque todo el mundo parece estar de acuerdo en su necesidad.

Iniciativas interesantes de debate han surgido en este período desde distintos ámbitos, entre ellos la Vivian Trías, el Cudeg y LA REPUBLICA. Reflexiones valiosas han sido generadas por grupos de trabajo en el Cadesyc. Aparecen opiniones diversas en la prensa. Estudios jurídicos se constituyen en actores de primer orden.

El Frente Amplio, sin embargo, no analiza el tema en sus instancias orgánicas. Más allá de reiterar la importancia del tema, el gobierno frenteamplista produce señales descoordinadas y contradictorias. Una comisión de alto nivel gubernamental elaboró un documento que está a consideración de Mujica y tal vez sea un punto de partida para definiciones imprescindibles.

Según mi punto de vista hay nudos críticos y temas prioritarios que no siempre aparecen.

1) La definición clara de los objetivos estratégicos. En cada área del Estado la piedra de toque de los cambios es la traducción del programa en lineamientos estratégicos, en objetivos ordenadores, coherentes con los cambios estructurales por los que batallamos. Hacen al proyecto de país y de sociedad para el cual gestionamos al Estado.

2) Las formas de planificación no pueden limitarse a las dimensiones estratégicas sino que coherentemente debe llegar a la planificación anual en función de la mejora constante de los servicios que se brindan. Las herramientas para la planificación no son prerrogativas de equipos técnicos o consultoras, sino que deben diseñarse para que puedan ser apropiadas por todos los actores. Las concepciones de planificación normativa donde un solo sujeto planifica y los demás acatan no funcionan. Como sostenía Carlos Mattus hay distintos sujetos en todos los procesos a tener en cuenta en la planificación.

3) La participación de los trabajadores en la discusión de los planes de trabajo es una forma de enriquecerlos y acrecentar su viabilidad. Reconocer el saber del trabajador y gestar los ámbitos donde aportarlo para mejorar los servicios, es un concepto valorado (aunque muchas veces no practicado) por la izquierda. Tampoco es un hallazgo izquierdista, sino que las formas más avanzadas del capitalismo lo utilizaron para sus fines con los círculos de calidad y el toyotismo. En cambio los regímenes del antiguo «socialismo real» escamotearon esa participación en las relaciones de trabajo.

4) Generar un cambio cultural en los trabajadores públicos exige esa participación, junto con señales claras y ejemplos a emular. Una estrategia de comunicación interna y externa, dinámicas de involucramiento, coherencia entre discurso y conductas, son elementos de este proceso.

5) Capacitación y competencias. Dentro de los planes se requieren actividades priorizadas para fortalecer las competencias de las personas y los equipos de trabajo: conocimientos, habilidades, destrezas, el saber hacer.

6) Presupuestación por planes y programas asignando los recursos en función de los objetivos definidos.

7) Sistemas de evaluación del cumplimiento de metas y objetivos. La evaluación debe formar parte de la labor permanente con criterios participativos y transparentes, en un sistema coordinado que se afirme en indicadores confiables. La capacidad de corregir ante errores, desajustes o insuficiencias, retroalimentando la planificación siguiente es una de las claves.

8) La coordinación intra-institucional superando la fragmentación y la feudalización de las acciones. También la coordinación intersectorial en el territorio.

9) La selección de los niveles de conducción. La cuotificación política de los cargos es una mala señal para la estrategia de transformar el Estado. Las responsabilidades no aparecen vinculadas a capacidades, al cumplimiento de las metas establecidas en el programa y a la evaluación de la gestión, sino solo a la adhesión a un sector político y al respaldo electoral del mismo. De mantenerse en el tiempo como criterio ordenador de la gestión estatal, esta concepción nos retrotrae a problemas que ya enfrentaron los partidos tradicionales con consecuencias muy negativas para su labor. La inclusión en el gobierno de representantes de la oposición sin exigencias de idoneidad extiende el criterio cuotificador y tampoco ayuda.

10) Democratizar el vínculo de la población con el Estado. La inexistencia de formas de participación ciudadana en relación con las políticas públicas incide en la valoración de la población respecto del Estado. También en la acción de éste hacia las necesidades y prioridades de la comunidad. La democratización de las políticas públicas opera asimismo en la adopción de conductas ciudadanas compatibles con objetivos colectivos de calidad de vida. Revierte la impunidad e indiferencia del aparato estatal y potencia las exigencias que surgen de las opiniones o decisiones ciudadanas. La comunidad es un actor fundamental, no solo como destinataria de los servicios, sino como gestora de la calidad de vida, de «vivir bien», a través de relaciones sociales saludables, democráticas e integradoras.

http://www.larepublica.com.uy/editorial/417167-ideas-sobre-la-transformacion-del-estado

7 Comentarios para “Ideas sobre la transformación del Estado”

  1. roberto

    Jul 20th, 2010

    Mientras las gallinas duermen, el zorro, prepara su canasta.

    La invasión norteamericana al territorio de América, es un hecho, y acá para el progresismo, la borrachera del delirio continua, mientras el imperio, agradece, preparándose para multiplicar su ferocidad belicista.

    Para transformar, cuestión lejana y ajena del planteo, hay que salirse del barro intelectual, para comenzar a definir, que piensa actualmente, la gentes de ¨¨izquierda¨´,
    Sobre que tipo de Estado o como se lo puede definir, al actual Estado, de un país, préstamo dependiente, con una clase dominante que no puede llamarse burguesía, con un país fundamentalmente agrario, con un proletariado incipiente, etc.,. Etc.

    La fuerza política, que sustenta el gobierno, no tiene una definición política, mucho menos ideológica, es un conglomerado de clase media (si puede definirse), militando desde sus organizaciones, 30 mas o menos, todas con perfilismos, que en el hoy, navegan en la estrategia de mantener la posición lograda de administradores del capitalismo.

    Para desgracia del oportunismo, muy pronto, la situación política regional, va exigir posicionamientos anti-imperialistas, los esta exigiendo hace rato, pero la gravedad de los hechos va a tirar el sueño de la ilusiones pequeño-burguesas, de querer retocar y mejorar la gestión del Estado de la neocolonia, llamada Uruguay, simplemente porque la contradicción sigue intacta, entre el imperialismo y la nación.

    En estos años, no ha habido, ni un atisbo de lucha por la soberanía, por la independencia, por la construcción de país hacia la liberación nacional, el mujiquismo, terminara enterrando la esperanza, rehabilitando los viejos carcamanes de los partidos tradicionales, dándoles lugar, en lugar de seguir enfrentándolos para terminar de vencerlos, viva el juego diz que político, este juego tiene ganador asegurado, los de siempre.

    Por las características generales de Uruguay, de su presente político, dije un día, y vuelvo a repetir, por este camino, le va a servir al Imperio como pantalla, para fundamentar sus desmanes geopolíticos, mostrándonos, como una suizota o una neozelandia, fuera del mapa y alejada de nuestros hermanos.

    Tareas urgentes, si se quiere empezar, REFORMA CONSTITUCIONAL, moratoria a la deuda con el Fondo y el Banco Mundial, Impuesto al capital, Frigorífico Nacional, Ente pesquero, fomento y financiación de emprendimientos productivos cooperativos (hacia un nuevo modo de producción), ya se muy complicado, pero estoy seguro que mucho menos que este complicado análisis del autor de la nota, ya que después de leerlo no es necesario tomar vino.

  2. carlos

    Jul 21st, 2010

    Roberto propone una serie de medidas con las que acuerdo en 100 X 100.
    Me gustaría empezar a instrumentarlas, confieso que no se por cual empezar ni como hacer, donde ir, con quien juntarme para concretar algo de lo proclamado por este compañero.
    Quiero manifestarles que luego de leer cada uno de sus comentarios lejos de querer sumar en la pelea me desmoralizo. Si el fin que persigue es este, lo logra con creces, todo es una traición a los principios constitutivos de la izquierda latinoamericana para no decir mundial, según su óptica.
    Leo a diario comentarios de Roberto y desliza siempre cierto destrato para los autores de las notas, se maneja con cierta superioridad en la forma que formula sus comentarios.
    Mucha verborragia seudo revolucionaria no confirma a un revolucionario, la practica de las ideas y los principios que conforman el acervo histórico de la izquierda sí, y uno de ellos esencialmente ideológico es la fraternidad entre compañeros, estén estos en el acierto o en el error.
    Por suerte es un compañero alejado del barro intelectual, ese que nos empantana y no nos deja avanzar como es su deseo y no dudo su práctica revolucionaria.
    Dejemonos de enunciados y pasemos a la acción. Por donde empezamos Roberto?
    Ah! Y la contradicción sigue siendo entre la libertad y el despotismo…

  3. roberto

    Jul 21st, 2010

    Estimado Carlos, voy a tener muy en cuenta tus críticas, reconozco que las formas pueden cubrir el contenido, haciendo que la intención de lo escrito, no cause el efecto buscado.

    Por donde empezar, justamente, puede que este en esa premisa este que marcas entre la libertad y el despotismo.

    Por ejemplo, aplicar lo acordado por los congresos del FA, no imponer candidatos a contra mano de la gente, ampliar los marcos de una democracia participativa, dándoles capacidad de decisión a los constructores y protagonistas del futuro, generar espacios de Igualdad de género, de recambio generacional, etc.

    Distribuir el poder, es quizás el talón de Aquiles, de las nobles, abnegadas y sacrificadas fuerzas de una izquierda que intenta construir un futuro posible.

    Vitalizar a la fuerza política, dándole un lugar protagónico a los comités de base, realizando el trabajo político, organizando al pueblo y aumentando su conciencia, (claro hay que hablar, sobre el Imperio, sus instrumentos, el pentágono, la CIA, el FMI etc.)y por sobre todo hablar lo mas claro posible y ajustado a la realidad, no taparnos ni ocultarnos, disfrazándonos para obtener diz que logros, estoy convencido que esta actitud de vacilaciones y nimiedades, se transforma en ataduras y falta de confianza en nuestro pueblo.

    Tabare y Astori, nos ocultaron y mintieron, sobre el TLC y tal vez otro montón de cosillas.

    La democracia representativa, es una dictadura, de las clases dominantes, en estos años, se ha logrado por lo menos que el voto llegue a destino, pero culturalmente seguimos en dictadura hasta que no se habiliten mecanismos, donde la gente elija los candidatos uno por uno, y no en plancha, donde el caballo de comisario arrastra a los demás, esto puede ayudar a resolver en parte el tema de la libertad, no?

    Desde el 89 en adelante, se continua desmovilizando, desnaturalizando y deformando, a la fuerza política, los elegidos suben y después hacen lo que les viene en gana.(curiosamente, no bajan mas, y si sabes algo de lo que han aportado, Lev, Marcos, Apesteguia, etc., hacemelo saber)

    Nuestro alejamiento es notable, de los países que en nuestra América, llevan procesos que los enfrentan con el Imperio, es mas, lo que ha sucedido en Costa Rica es gravísimo, sin embargo mutis por el foro.

    Estoy seguro, que hay muchos que pensamos de esta forma, es mas estoy seguro que soy una consecuencia de un proceso, tanto personal como histórico, he tenido el privilegio de compartir en nuestro país y en América, algunos hechos históricos que abarcan algunas construcciones de libertad, y la verdad que no siempre fue con las ideas solamente.

    Aprovecho cuanta oportunidad tengo de opinar, a riesgo, porque creo que las ideas, no deben ser acotadas en función de intereses personales ni colectivos, mas allá de no ser comprendido.

    Me permito invitarte a que leas un articulo de brecha, que se titula ^ la cultura politica es una lapida para la participacion,

  4. carlos

    Jul 27th, 2010

    Recojo el guante y leeré el artículo de Brecha. No discrepo con que opines es más quiero que lo sigas haciendo, pero me pasa que cuando te leo me trasmites una sensación de que todo es en vano, que nada sirve. Están los que creen en el todo o nada, no formo parte de ese grupo de compañeros; si creo en la construcción colectiva y esta es más lenta, más engorrosa, pero mucho más sólida.
    Colocas el tema del TLC y las figuras de Astori y Vazquez y si bien puedo coincidir con vos, no me quedo en lo que ellos intentaron, reivindico a la movilización popular que logro frenar este tren (para citar a Vazquez) prefiero este énfasis sin desconocer lo otro.
    Y por ultimo creo que apuntas mal tus dardos hacia “Pablito” como tu le dices, podrás discrepar con el pero no podrás decir que no es un compañero comprometido con la causa de la libertad y el socialismo.
    Te saludo y te repito seguí escribiendo por lo pronto a mi me sacude de esta modorra política.

  5. Limón

    Jul 29th, 2010

    Primero, indignación. Después debates, propuestas concretas, organización y en plena acción, rectificación. Nadie confunda el enemigo, ni hable livianamente en representación del pueblo. En la política de clase los errores son onerosos. Y el mayor error es la pasividad.

  6. Braga

    Jul 31st, 2010

    Es ineludible el debate estratégico sobre la democratización del estado uruguayo tal como lo enfoca Anzalone. Resulta imprescindible producir confluencias en ese sentido desde la izquierda «política» y desde la izquierda «social», una condición necesaria para enfrentar la hegemonía neoliberal y el enemigo de clase.

  7. Braga

    Jul 31st, 2010

    El contrapunto que sigue al artículo combina la soledad y la vanidad en una parodia narcisista. http://www.youtube.com/watch?v=H8x3ghLuiF0

PHVsPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF8zMDBfYWRzZW5zZTwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkXzMwMF9pbWFnZTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cud29vdGhlbWVzLmNvbS9hZHMvd29vdGhlbWVzLTMwMHgyNTAtMi5naWY8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF8zMDBfdXJsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfaW1hZ2VfMTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3RoZW1lcy9nb3RoYW1uZXdzL2ltYWdlcy9jb21wYS80eDAxLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC90aGVtZXMvZ290aGFtbmV3cy9pbWFnZXMvY29tcGEvNHgwMi5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9pbWFnZV8zPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2NvbXBhLzA5LmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzQ8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC90aGVtZXMvZ290aGFtbmV3cy9pbWFnZXMvY29tcGEvMTAuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfaW1hZ2VfNTwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3RoZW1lcy9nb3RoYW1uZXdzL2ltYWdlcy9jb21wYS8xMS5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9pbWFnZV82PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2NvbXBhL3RyYW5zLnBuZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF8xPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXk8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfMzwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF80PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzU8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXk8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfNjwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Fkc19yb3RhdGU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWx0X3N0eWxlc2hlZXQ8L3N0cm9uZz4gLSByZWQuY3NzPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYXV0b19pbWc8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Jsb2NrX2ltYWdlPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvdGhlbWVzL2dvdGhhbW5ld3MvaW1hZ2VzL2JhbmRlcmFfcHZwLnBuZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2Jsb2NrX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2NlbnRlcmVkPC9zdHJvbmc+IC0gdHJ1ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2NvbnRlbnRfZmVhdDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19jb250ZW50X2xlZnQ8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fY3VzdG9tX2Nzczwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2N1c3RvbV9mYXZpY29uPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy5wdnAub3JnLnV5L3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMy1mYXZpY29uLmljbzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlYXR1cmVkX2NhdGVnb3J5PC9zdHJvbmc+IC0gRGVzdGFjYWRhcyBIb21lPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fZmVlZGJ1cm5lcl91cmw8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvZmVlZDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2dvb2dsZV9hbmFseXRpY3M8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9kaXNhYmxlPC9zdHJvbmc+IC0gZmFsc2U8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9oZWlnaHQ8L3N0cm9uZz4gLSA1MDA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV93aWR0aDwvc3Ryb25nPiAtIDUwMDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2xvZ288L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy80LWJhc2UuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fbWFudWFsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tL3N1cHBvcnQvdGhlbWUtZG9jdW1lbnRhdGlvbi9nb3RoYW0tbmV3cy88L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19wb3B1bGFyX3Bvc3RzPC9zdHJvbmc+IC0gU2VsZWN0IGEgbnVtYmVyOjwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3Jlc2l6ZTwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaG9ydG5hbWU8L3N0cm9uZz4gLSB3b288L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaW5nbGVfaGVpZ2h0PC9zdHJvbmc+IC0gMTUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2luZ2xlX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMTUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc3Vja2VyZmlzaDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb190aGVtZW5hbWU8L3N0cm9uZz4gLSBHb3RoYW0gTmV3czwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3RodW1iX2hlaWdodDwvc3Ryb25nPiAtIDIwMDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3RodW1iX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMjAwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdXBsb2Fkczwvc3Ryb25nPiAtIGE6Mjp7aTowO3M6NTU6Imh0dHA6Ly93d3cucHZwLm9yZy51eS93cC1jb250ZW50L3dvb191cGxvYWRzLzQtYmFzZS5qcGciO2k6MTtzOjU4OiJodHRwOi8vd3d3LnB2cC5vcmcudXkvd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8zLWZhdmljb24uaWNvIjt9PC9saT48L3VsPg==